WeCreativez WhatsApp Support
Estamos aquí para resolver todas tus dudas. ¡Pregúntanos lo que quieras!
¿Cómo podemos ayudarte?

Para contarles cómo realizar un embellecimiento facial. Lo primero que debemos comentarles, es que cuando se habla de embellecimiento facial. No solo nos estamos refiriendo a la parte estética en este caso. Sino también a la salud, puesto que un tratamiento facial implica en primer lugar la limpieza de cutis. Lo cual atañe más a la salud de la piel que a la belleza misma.

La inquietud de la mayoría de las personas tanto hombres como mujeres por mantener su organismo y su cuerpo sano. Además libre de impurezas, ya que es un sentimiento muy legítimo y valedero. Pues no debemos olvidar aquel viejo adagio que reza “mente sana en cuerpo sano”.

El cutis es una de las partes visibles del cuerpo, por lo tanto está expuesto constantemente al Sol. Así como al aire con todas sus toxinas, y a todo tipo de inclemencias que se presentan en el ambiente.

Algunas, producto de los desechos químicos de las industrias como del monóxido de carbono del parque automotor. Eso sin contar con el humo del cigarrillo tanto propio como del provenientes de otros fumadores. Entre muchas sustancias más que se encuentran siempre flotando en el aire.

El sudor, el polvo, y el descuido al no retirar los restos de maquillaje por las noches. Causan un verdadero estrago en nuestra piel y es por eso que saber cómo realizar un embellecimiento facial, siempre ayudará. Por lo tanto debemos decirles que para embellecer el cutis, lo primero que se debe hacer es una limpieza profunda.

¿Cuáles serían los pasos para realizar un embellecimiento facial?

Para saber cómo realizar un embellecimiento facial debemos tomar en cuenta los siguientes aspectos para realizarlo correctamente.

Limpieza profunda para un embellecimiento facial

Una limpieza profunda es indispensable antes de aplicar cualquier producto en nuestra cara que vaya destinado a embellecerla. Para esto debemos utilizar cremas limpiadoras que penetren en la piel sacando todo tipo de impurezas. Con la ayuda de otras herramientas de trabajo más las manos expertas de profesionales, retirar todos los granos. Así como los barros y espinillas que se encuentren en la cara.

Una vez retiradas todas las cremas o jabones limpiadores, se debe dejar descansar la piel para que se refresque. Con la ayuda de otros productos, deshincharla en caso de que se hayan producido algunos maltratos durante la limpieza.

Para lograr una limpieza profunda, es necesario aplicar tratamientos con vapor. Ya que así se abrirán los poros y  eso facilita la extracción de todas las impurezas. Luego de haber terminado con el proceso de la limpieza profunda. Se deben aplicar compresas con agua helada o hielo para cerrar nuevamente los poros.

Tonificación de la piel para un embellecimiento facial

Una vez terminad la limpieza y haber cerrado los poros, entonces viene el proceso de tonificación. Que es uno de los pasos para aprender cómo realizar un embellecimiento facial. La tonificación se logra con la aplicación de tónicos astringentes que ayudan a cerrar los poros abiertos por naturaleza. También por producto del baño de vapor aplicado durante la limpieza.

Debemos recordarles que existen productos de belleza, que han sido diseñados para cada tipo de piel. Se debe tomar en cuenta que hay pieles que son catalogadas como grasosas, otras son normales y otras son resecas. Inclusive hay personas que presentan en el cutis un tipo de piel mixta. O sea, que puede ser grasosa en un sector de la cara y reseca en otros sectores.

Un buen especialista en maquillaje y limpieza de cutis conoce todos estos secretos de cómo realizar un embellecimiento facial. Además sabe muy bien cuáles son los productos más recomendados para cada tipo de piel.

Los tónicos para recuperar el estado natural de la piel después de una limpieza profunda, también vienen diseñados para diferentes tipos de piel. Siendo todos astringentes, hay algunos a base de agua de rosas, otros con aloe vera, otros a base de aceites y así por el estilo. Por ello se debe saber cuál sería el más apropiado en cada caso concreto.

Humectación del cutis para un embellecimiento facial

Humectar el cutis, es un paso indispensable después de una limpieza profunda. Cuando un cutis ha sido sometido a una limpieza profunda, se han utilizado productos un poco agresivos y exfoliantes. Tales como la arcilla u otras cremas que contienen pequeños granitos semejantes a la arena de mar. Luego se ha tonificado con productos astringentes como el limón. Finalmente es necesario consentir nuestra piel con cremas suavizantes y recuperadoras.

Las cremas a base de almendras, huevo, placenta, aceite de naranja, y muchos otros productos naturales, son excelentes para la recuperación y elasticidad del tejido.

Las cremas humectantes, además le proporcionan a la piel el brillo perdido con la limpieza profunda. Es por eso que conocer cómo realizar un embellecimiento facial correctamente te ayudará a no cometer errores.

Maquillaje del rostro para un embellecimiento facial

Maquillaje del rostro para un embellecimiento facial

Maquillaje del rostro para un embellecimiento facial

El maquillaje es el proceso mediante el cual con diferentes herramientas y productos, se busca embellecer un rostro. Esto se logra tratando de ocultar los defectos, o corregirlos de la mejor manera, buscando siempre que parezca natural. Además se podrá resaltar aquellos rasgos que son más bellos para que luzcan en todo su esplendor, y opacando los rasgos menos favorables.

Un buen maquillador, es un verdadero profesional que sabe estudiar cada tipo de rostro para trabajarlo con pericia. Por ello, aprender cómo realizar un embellecimiento facial te ayudará a conocer las diferentes texturas de la piel.

También hay que tomar en cuenta la forma de la cara antes de aplicar un maquillaje. Y por supuesto que el color de la piel también es uno de los aspectos que se deben considerar a la hora de aplicar un maquillaje.

Cada parte del rostro, tiene su importancia y hay que tratarla por separado. Así ocurre con los ojos, los labios, la nariz, las cejas, las pestañas, los pómulos, los párpados, las mejillas, la frente, el mentón. Además este cuidado debe ser extensible hasta el cuello y las orejas.

Recomendaciones para antes y después del maquillaje

No debemos perder esta oportunidad para aconsejarles a nuestros lectores que utilicen solo productos de excelente calidad. Porque con la piel no se juega, y mucho menos con la del cutis. Ya que es la parte de la piel más delicada y visible.

Es muy importante que después de que se haya lucido cualquier tipo de maquillaje. Lo retiren con productos de limpieza facial tales como cremas, tónicos y lociones humectantes para finalizar.

Otros aspectos útiles para el embellecimiento facial

Para embellecer el rostro, existen una serie de herramientas. Estas van desde la cirugía estética, como la aplicación de tratamientos a base de colágenos hasta la aplicación de otros productos muy delicados que se utilizan para suavizar o desaparecer las líneas de expresión, arrugas o cicatrices.

No debemos dejar de mencionar los tantos tipos de masajes para el rostro que van destinados a la estimulación de la circulación. Así como a la tonificación y endurecimientos de los tejidos flácidos.

También es necesario acotar que los lápices labiales, brillos, los polvos faciales y los rubores. Así como los panqueques, las sombras, los rímels, los delineadores, tanto de ojos como de lápices bordeadores de labios. Además de cualquier otro producto de maquillaje que se utilice. Debe ser sometido a escudriñar la procedencia de sus elementos contentivos, y la caducidad de los mismos. Pues es la mejor manera para comenzar cómo realizar un embellecimiento facial.

Les recordamos que en los labiales hay algunos que no solo se caracterizan por su color. Sino que además algunos vienen con aromas fascinantes a menta para proporcionar un elemento adicional a la belleza en sí.

Otra de las grandes herramientas para un maquillaje atrevido, son los lentes de contacto cosméticos. Es increíble el efecto que unos ojos verdes o azules pueden causar en un rostro. No es una herramienta aceptada por todos, pero les recomendamos no dejar de probarla.