Motivos para consultar al fisioterapeuta antes de lesionarse

«Arte y ciencia del tratamiento por medio de la gimnasia reeducativa, el calor, el frío, la luz, el masaje y la electricidad. Entre los objetivos del tratamiento figuran el alivio del dolor, el aumento de la circulación, la prevención y corrección de incapacidades…”, con estas palabras comenzaba a definir la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 1958 lo que era la fisioterapia.

Aunque la definición es más amplia, si nos fijamos al final del párrafo anterior, encontramos la palabra ‘prevención’. Y, es que, aunque solemos mostrar una tendencia a acudir a los médicos especialistas cuando el dolor o las molestias están asentadas en nuestro organismo, no cabe duda que es importante prevenir. En las dolencias de las que se ocupa la fisioterapia, existe la posibilidad de realizar tratamientos que pueden revertir algunas manifestaciones dolorosas que nos puedan hacer pasar malos ratos, pero también mantenerlas a raya, por decirlo de alguna manera, para que no progresen negativamente.

Recibir indicaciones de un fisioterapeuta sin habernos lesionados puede parecer extraño, pero es relevante si pensamos que realizando unas sesiones preventivas o recibiendo el entrenamiento específico de un experto, podemos mejorar nuestro estado de forma y no caer en posibles lesiones serias o prevenir dolores musculares propios de muchos de nuestros malos hábitos al sentarnos, al caminar, al conducir; con posturas que no facilitan la normal movilidad de nuestro sistema locomotor.

 

""
1
Nombre
no-icon
Teléfono
no-icon
Mensaje
/
Previous
Next
FormCraft - WordPress form builder

 

Muchas horas de trabajo frente al ordenador no pueden ser buenas, lo digo por experiencia. Problemas en el cuello, en la espalda; dolores que van degenerando, apareciendo y desapareciendo como si fueran el Guadiana. Cualquier signo, por pequeño que sea, es importante: por ejemplo, estar más de ocho horas frente al ordenador es un signo claro posibles problemas… ¡Es imposible mantener la postura correcta todo ese tiempo!

QUIZÁ TE INTERESE...  La hipnosis como terapia alternativa

La labor preventiva de la fisioterapia

Sin embargo, como decíamos, la fisioterapia tiene la capacidad de hacer una labor preventiva. Por ejemplo, el fisioterapeuta te puede dar unas pautas para saber cómo sentarte en tu lugar de trabajo; o indicarte si algún ejercicio que haces en el gimnasio es recomendable para ti. Quizá desde un punto de vista deportivo, tu entrenador personal puede recomendarte algún ejercicio que tu fisioterapeuta no aconseje, por riesgo de lesión o por otras causas.

 

 

Consejos fisioterapéuticos

Un fisioterapeuta que te conozca y sepa el tipo de ejercicios que realizas, puede aconsejarte cómo responder ante una lesión. Muchas veces vemos, en competiciones deportivas, cómo los tenistas o los futbolistas cuando se lesionan reciben calor o frio. Una bolsa de hielo en los tobillos o en una rodilla. O una bolsa de calor instantáneo. Cada dolencia tiene una forma de tratamiento que solo un profesional debe aplicar.

Por supuesto, la técnica de los fisioterapeutas exige a los profesionales médicos un alto grado de cualificación. Esto, no nos cansaremos de repetirlo en los artículos de nuestro blog, es fundamental para la seguridad y fiabilidad de nuestra salud.

Por suerte, cada día es más común la frase ‘tengo que ir al fisio’. Y, no, no nos alegramos porque algunas personas tengan dolores, sino porque la fisioterapia se ha profesionalizado, modernizado y actúa entre nosotros, para nuestro alivio.

Si necesitas un «fisio», encuéntralo en nuestro Centro Madrid centro.

 

""
1
¡Escríbenos e infórmate!
Nombre
no-icon
Teléfono
no-icon
Mensaje
/
keyboard_arrow_leftPrevious
Nextkeyboard_arrow_right
FormCraft - WordPress form builder
WeCreativez WhatsApp Support
Estamos aquí para resolver todas tus dudas. ¡Pregúntanos lo que quieras!
¿Cómo podemos ayudarte?